¿Puede los perros comer queso?

El queso es un alimento que siempre llama la atención de los perros. No obstante, surge la pregunta: ¿puede un perro comer queso? En nuestro trabajo de hoy vamos a explicar todo lo que necesitas saber del consumo de queso en nuestra mascota. ¡Sigue leyendo!

Intolerancia a la lactosa

El problema con la lactosa, surge pasada la época del destete. Aunque la mayoría de los humanos se ha adaptado a este problema y es capaz de digerir la lactosa, existe lo que se conoce como la intolerancia a la lactosa, que es importante saberla distinguir de la alergia a la leche.

En los perros también puede surgir este problema, que no les afectará de la misma manera a todas las razas. La intolerancia provoca que la lactosa resulte indigesta, ya que el organismo no está en la capacidad de absorberla. Se almacenará en el intestino produciendo la motilidad intestinal, lo que puede generar la diarrea en el perro.

Por lo que, al igual que las personas, los perros pueden consumir queso en función si son capaces de digerir o no la lactosa. Podemos sospechar que es intolerante si, tras probar un producto lácteo, comienza a tener problemas gastrointestinales. De ser así, es importante que nuestra mascota consuma una dieta libre de lácteos.

La intolerancia no siempre tiene aspectos negativos, ya que puede ser usada la leche como un laxante natural en caso de que el animal sufra de estreñimiento.

El consumo de queso en los perros

Lo cierto es que los perros no tienen la necesidad de consumir queso o lácteos pero, como son animales omnívoros, pueden ser ofrecidos como un premio. Es decir, la dieta de un perro no puede estar basada en lácteos, pero pueden ser un complemento, en pequeñas cantidades, en una alimentación balanceada.

Puedes comenzar a darle a tu mascota una pequeña cantidad de lactosa. La leche de vaca tiene más lactosa que productos como el queso o el yogur y que la leche de cabra. Si hacemos referencia a los quesos, los más curados, durante el proceso de curación, perderán la cantidad de lactosa, por lo que serán mejor digeridos por nuestra mascota. Otro dato a tener en cuenta es que, cuanto más grasos, mejor es el porcentaje de lactosa que contienen.

¿Los perros pueden comer queso crema?

La  cantidad de lactosa que contiene este tipo de queso puede ser tolerada por el can. De igual forma, se recomienda leer en la etiqueta los ingredientes que contiene y buscas las composiciones más sencillas, ya que, si contiene sólidas lácteos, la cantidad de lactosa subirá.

Créditos: akc.org

¿Pueden consumir queso fresco un perro?

Al tratarse de un queso fresco los porcentajes de lactosa será mucho más elevado que el caso de los quesos curados. De todas maneras, son cantidades que el perro puede tolerar.

¿El perro puede comer queso rallado?

En este tipo de caso es importante conocer el tipo de queso y tener en cuenta que, en múltiples ocasiones, un envase ofrece variedad. Suelen ser alimentos grasos, por lo que la cantidad de lactosa es mínima.


Las más leídas